El grupo liderado por Memo Fernández, este sábado tocó en San Luis, en Daikiri Bar, ubicado en calle Colón a pocos metros de Ayacucho.

Si bien el recital estaba previsto que comenzara entre la 1:00 y las 2:00, el grupo realizó sus primeros acordes recién cerca de las 3:00 de la mañana. Sin dudas esta demora, ocasionó algunos reclamos de un sector mínimo que se encontraba desde muy temprano en el lugar. El resto no tuvo problemas en esperar para ver el show de la clásica banda que tuvo sus comienzos allá por 1989.

Meno Fernández, (voz líder y guitarra), se las ingenió para captar al público puntano. Fue un show que duró más de una hora donde clásicos como Casualidad, Mujer, Catalina y Armas de seducción, fueron los más coreados.

Los “plomos” pesados

San Luis VIP, realizó la cobertura del show y en un momento dado, uno de los “plomos” de la banda (los que se encargan de llevar y traer los instrumentos y hacer que todo esté preparado cuando llega el artista a tocar), se dirigió a nuestro medio de manera muy violenta: “Correte de acá porque estás molestando…o querés que te corra yo??? No podés estar ahí y no te apoyes en esa caja!!!

Es necesario el grado de prepotencia para con un medio de comunicación??? Situación similar ocurrió en el recital de Residente en La Pedrera, donde uno de los “plomos” del grupo, ajeno a la organización, prohibió el uso del drone de San Luis Vip, ofreciendo piñas a nuestro cámara. Un grado de violencia innecesario por parte de estos muchachos, quienes al llegar a una ciudad que no es la suya, se creen intocables. Un verdadera pena… pobres muchachos!!!